en blog

El cultivo ecológico ya supera las 80.000 hectáreas en la Región de Murcia, siendo además, la Región con mayor superficie de cultivo ecológico de la Unión Europea, en proporción a su territorio.

A día de hoy, los cultivos ecológicos que más se producen son por orden, los frutos secos (donde predomina el almendro y el nogal), los cereales y el viñedo, por lo que cada vez podemos ver más variedades de vino ecológico.

Ventajas de la agricultura ecológica

La agricultura ecológica se caracteriza por la no utilización de aditivos químicos con el objetivo de respetar a la naturaleza y la salud de los consumidores.

El principal beneficiado sin duda es el suelo, ya que al ser un tipo de cultivo que no utiliza fertilizantes, se reduce el impacto por erosión, además de permitir su descanso y la rotación de cultivos. Es imprescindible llevar a cabo un uso sostenible del suelo por lo que los agricultores deben saber cómo cuidar el suelo agrícola, si quieres más información respecto a este tema, aquí te contamos cómo hacerlo

En este cultivo los alimentos no pierden sus vitaminas ni proteínas, por lo que conservan su sabor original y no se ven alterados por abonos químicos ni un alto contenido el agua.

En los pimientos por ejemplo, la cantidad de vitamina C y los niveles de compuestos fenólicos aumentan. Este cultivo provoca una respuesta en los tejidos, hojas y frutos de las plantas que les permiten acumular antioxidantes. Según un estudio publicado en la revista British Journal of Nutrition, los alimentos de producción ecológica aportan importantes beneficios nutricionales y de salud si los comparamos con los productos de agricultura tradicional, llegando a alcanzar el 69% más de propiedades antioxidantes. Además, el consumo de alimentos ecológicos puede reducir el riesgo de enfermedades alérgicas

 

¿Cómo obtener el Certificado de Agricultura Ecológica en la Región de Murcia?

Si eres agricultor necesitarás:

  • Lo primero que debes hacer es rellenar la solicitud de certificación, para ello necesitarás conocer los datos de las parcelas que vas a destinar a cultivo ecológico.
  • El segundo paso es rellenar la descripción de la explotación, en el que se debe incluir todo lo que forma parte de la explotación.
  • A continuación debes presentar el contrato de certificación firmado
  • Y por último pagar la cuota.

 

 

 

Entradas recomendadas

Deja un comentario