en blog

La Agricultura 4.0. Contexto

Nos encontramos ante una nueva revolución agrícola, la aplicación de las nuevas tecnologías al sector de la agricultura está dando lugar a mejoras que jamás habríamos imaginado.

Por otro lado, debemos hacer frente a una población que aumenta de forma desmesurada, se prevé que para el año 2030 la población mundial alcanzará los 8.500 millones de habitantes. Para poder afrontar esta sobrepoblación es necesario optimizar los recursos naturales de forma sostenible y eficiente con la ayuda de las nuevas tecnologías.

El mayor problema al que nos enfrentamos es la escasez de tierra cultivable unido al imparable cambio climático.

La Digitalización en el Agro

El 70% del agua que consumimos en España está destinada a riego, la optimización de su uso es crucial si queremos abastecer todos los cultivos.

No podemos perder de vista la naturaleza de los fertilizantes utilizados, es imprescindible aplicar solo la cantidad que pueden absorber los cultivos ya que su exceso puede contaminar las aguas subterráneas o ser arrastrado a cursos de agua dando lugar en estanques, embalses y lagos a una explosión de algas no compatible con otras plantas o animales acuáticos.

La digitalización de la agricultura debe ir de la mano del cuidado del medio ambiente, apostando por prevenir en la medida de lo posible el cambio climático.

Aplicaciones de la agricultura 4.0

Se calcula que la demanda de alimentos aumentará un 60%, por lo que es necesario tomar medidas que permitan aumentar el rendimiento de los cultivos. Además, con la digitalización mejorarán las variedades de cultivos y sus procedimientos con el objetivo de aumentar el rendimiento y reducir la sensibilidad de algunos sistemas al cambio climático.

 

La Monitorización de los cultivos

El uso de tecnologías como los drones permiten prevenir plagas, observar los terrenos en mal estado y hasta generar previsiones de cosechas. Gracias al internet de las cosas la comunicación entre equipos es posible, por lo que las imágenes captadas por estos drones pueden ser proyectadas en tiempo real en sus tabletas, teléfonos móviles o tractores.

Respecto al aprovechamiento del riego, la información que suministran los sensores respecto a la humedad del suelo y las variables meteorológicas es crucial en la toma de decisiones por parte del agricultor sobre cuándo es conveniente realizar el riego y en qué cantidad.

Las nuevas tecnologías no sólo permiten el ahorro de agua, con la ayuda de lo que se conoce como el Big Data (sistema permite recoger y procesar gran cantidad de datos) podemos aplicar diferentes estrategias de riego deficitario controlado que permitirá aumentar la calidad del producto.

El objetivo sin duda de la agricultura 4.0 no es solo extraer datos, sino interpretarlos de la manera adecuada para poder tomar decisiones inteligentes que permitan conseguir una mayor eficiencia en el uso de los recursos de los que disponemos.

 

 

Entradas recomendadas
Showing 2 comments
  • Pablo Torrano
    Responder

    ¡ Muy interesante !

    Desde el departamento de marketing de Nutricontrol agradeceros el aporte.

    Os dejamos un enlace a la presentación de Jose Tornero en la feria Fruit attraction de Madrid, donde habla de este tema. https://youtu.be/C-_7N4pIROQ

    Un cordial saludo.

    • roqueaflisa
      Responder

      ¡Gracias a vosotros!

      Sin vuestra ayuda este post no habría sido posible 😉

Deja un comentario